Los vinos de Chipre

Una de las regiones vitivinícolas del mundo que posee larga tradición es Chipre, una maravillosa isla del Mediterráneo. Chipre tiene además el orgullo de ser la región más avanzada del Mediterráneo occidental; durante el periodo de dominación británica, allá por el final del siglo XIX, se recuperó la larga tradición vinícola, la cual había estado en retroceso durante la época de dominación musulmana.

No obstante, de esta región Chipre partieron grandes cantidades de falso Jerez hacia Inglaterra. Fue durante la segunda mitad del S. XX y sin duda fue un borrón en el libro de la historia de Chipre.

Trabajar copiando no parece ser una buena idea, ya que los mercados menguan y donde antes había un cliente dispuesto a la compra de lo económico, ahora puede estar a la búsqueda de vinos singulares, con variedades de uva autóctonas.

Los viñedos y bodegas chipriotas se han modernizado, y hoy pueden ofrecer a los mercados vinos con calidad aceptable a nivel internacional. Se arrancaron las viñas menos productivas y con problemas de sanidad (virosis principalmente), en su lugar encontramos viñedos de Cabernet Sauvignon o la variedad autóctona Maratheftiko.

La zona de mayor vocación vitivinícola es la situada al sur de las montañas Trodos, la altitud de este accidente topográfico ofrece lluvia, algo imprescindible, de lo contrario se habría abandonado el cultivo. Encontramos parcelas a diferentes altitudes, entre los 500 y los 1400 metros de altitud, lo que hace que exista cierta diversidad.

Hoy existen bodegas situadas cerca de los viñedos, a modo de Château francés, Pago español o Quinta portuguesa. Aunque no quedan tan lejos los días donde las bodegas estaban situadas en ciudades costeras, para facilitar el embarque de la mercancía. Las ciudades de Paphos y Limassol fueron las más importantes.

Commandaria es el vino más famoso de Chipre. Lo elaboran a partir de variedades blancas y tintas. Se podría decir que se trata de un vino generoso, ya que la graduación alcohólica supera los 14 grados con facilidad. Las uvas están secadas al sol, de modo que se deshidratan y se concentran los azúcares.

El vino recuerda al Pedro Ximénez y por que no, al Oporto. No obstante es diferente en cuanto aromas y sabor, quizás más frescos. Esta frescura se la aporta la variedad autóctona Mavro, la cual representa el 70 % del total de superficie de viñedo cultivada.

Chipre es también conocida por la calidad de sus uvas destinadas a consumo directo, o lo que es lo mismo, uva de mesa.


Publicidad

Sin comentarios, ¿quieres ser el primero en comentar?

Dejar un comentario


Parse error: syntax error, unexpected 'v' (T_STRING) in /home/vinos/blog/wp-content/themes/blogvinos/footer.php on line 61